EL ADIÓS AL PALADÍN DE LA BANDA DERECHA

Por Fran Orleans

Hoy concluye el camino de Javier Carpio como jugador del Cádiz CF. Futbolista y club han llegado a un acuerdo mutuo para la rescisión del contrato del salmantino.

Hoy concluye una etapa de dos años de relación de puro respeto y profesionalidad. Dos años que han servido para el asentamiento del equipo en la categoría y para infundir en los rivales un miedo irracional ante una defensa impenetrable, que ha sabido ganarse el apodo de temible, a base de tesón y esfuerzo.

Hoy concluye la página de un lateral que llegó a Cádiz, tras un ascenso con su anterior equipo y que casi logra repetir la hazaña con una pequeña banda que a duras penas conseguía afinar. Obteniendo en poco tiempo los galones de la jerarquía dentro del terreno de juego, siendo una prolongación del míster entre la zaga y el resto de sus compañeros. Utilizando la dedicación y el sacrificio como principales valedores de su fútbol.

Hoy concluye la relación con un defensa de los de toda la vida, de los que valen un potosí tenerlos en el plantel. De los que cargan los sinsabores de la derrota en la espalda, se dejan el alma en cada balón dividido y priman el colectivo por encima de todo. De los que hacen oídos sordos a las críticas y sólo responden en el terreno de juego.

Hoy concluye el paso del último paladín de la banda derecha, un caballero lleno de honor y nobleza desplegada en cada gota de sudor derramada defendiendo el escudo de su pecho.

Hoy concluye el ciclo de Carpio. Gracias por todo y suerte en tu nuevo destino. Siempre serás un cadista más.

También te podría gustar...

Dejanos tu comentario...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies