EL ENFADO DEL MOSQUETERO

Partido gris, el de ayer, tanto por el juego como por las sensaciones dejadas por algunos jugadores de la plantilla. Si cabe destacar el caso del castigo de no poder  jugar a Barral, también podemos mencionar el monumental enfado del extremo onubense al ser sustituido.

El mosquetero se marchó haciendo aspavientos y golpeando el túnel de vestuario. Los motivos aún no han sido desvelados por el jugador pero todo hace indicar que podrían ser gestos de frustración por su actuación. No tuvo su mejor tarde e incluso el resbalón sufrido al botar un lanzamiento de esquina, pueden haber sido el origen y la fuente de su rabia.

El de Gibraleón está disfrutando de la titularidad esta temporada y es uno de los hombres más utilizados por el míster en este comienzo liguero.

Día para olvidar el de ayer mosquetero, ánimo y a seguir trabajando al servicio de su majestad el Cádiz CF

También te podría gustar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies