EN SEVILLA SE VAN A ENTERAR

Nos hemos despertado con la noticia de que ya había colas en Carranza para el enésimo masivo deplazamiento del cadismo. La afición siempre cumple. Podemos estar más o menos ruidosos. Más activos o pasivos. Pero el cadismo tiene un olfato especial para las grandes citas. Y para las pequeñas. Recordar que estuvimos en Getafe y en Hércules. Con el equipo a punto de descender. Y los amarillos nunca faltamos. Mirad esa imagen. Miles de cadistas alcanzando la gloria y entregada a una idea. Un patrimonio.

Y ahora le toca el turno a la vecina localidad sevillana. Gran ciudad, acostumbrada incluso a celebrar títulos con alguno de sus dos grandes equipos. Pero este fin de semana, se van a enterar.

Se van a enterar de que el amor a unos colores no es algo exclusivo de equipos de primera. Se van a enterar de que ninguna afición se puede apropiar del sentimiento más grande por unos colores. Se van a enterar de que en el sur del sur, hay un equipo por el que su gente iría hasta las puertas del infierno. Se van a enterar de lo que es un desplazamiento masivo para un equipo de Segunda. Y se van a enterar, de que esta afición no se rinde nunca. Hasta la Giralda tendrá celos, de no poder ser de piedra ostionera.

Plaza de Madrid, cuánto te quiero.

Foto: LaVozdigital.

También te podría gustar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies