Foto: as.com

HONOR A ESTE FUTBOLISTA

Foto: as.com

Por Jorge González.

Ya sabes, Álvaro, lo rápido que pasa todo. Más rápido que tu carrera hacia el cielo en los campos de sport de El Sardinero. Más aún que ese gol al Nastic de Tarragona, donde hacías el símbolo del corazón con tus manos a la afición cadista, momentos antes de derrumbarte y romper a llorar en el campo.

Y no pudo ser, utrerano. No pudiste subir con el Cádiz debido a diversos factores, entre otros, debido a la mala planificación respecto a la delantera. En la segunda vuelta, el equipo nunca dio la sensación de poder subir, por mucho que se moviera por la zona noble de la tabla.

Los desmemoriados te recordarán por apartarte de los partidos en esta pretemporada. Los faltos de entendederas, te llamarán pesetero, traidor y algún exabrupto más. Como si ellos no quisieran progresar en sus vidas. Yo me quedaré con el utrerano de las galopadas infinitas que provocaban en los defensas una carrera hacia la nada. Yo recordaré ese primer gol en Ferrol, cuando muchos de los que hoy te critican no daban un duro por el Cádiz. O directamente ni estaban viendo el partido. Recordaré ese eslalon en Santander. Con los defensas persiguiendo una sombra amarilla, en una carrera vertiginosa hacia el cielo. O tus goles y jugadas en Segunda, que nos ilusionaron por cotas más altas.

Llegaste sin costarle un duro a las arcas del Cádiz. Educado y respetuoso con tus compañeros, el entrenador y sobre todo, la afición. Encomendándote a una idea y a un escudo que sabes que siempre será tuyo. Te vas siendo el fichaje más caro de la historia de Segunda. Cuatro millones y medio o cinco. Lo que le ha costado Dani Wass al Valencia. Ahí es nada. Dinero que viene como caído del cielo para seguir apuntalando un proyecto que termine donde todos pensamos.

Por ponerte un pero, decirte que no aceptes consejos de los que pueden sacar beneficio de ti. Esos consejos irán directamente al bolsillo de los que te rodean por intereses ajenos.

Ten suerte, utrerano. Se honrado en el fútbol y nunca te cierres esta puerta porque el fútbol da muchas vueltas. Puede que más pronto que tarde te veas de nuevo con la amarilla enfundada.

Dejanos tu comentario...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies